El Yoga como actividad Educacional complementaria

El yoga infantil, es una actividad muy indicada en la vida de un niño por aumentar la flexibilidad y mejorar la coordinación de movimientos. Mejora también la capacidad respiratoria enseñándoles a respirar correctamente por la nariz y ayudando a tomar conciencia corporal, dando flexibilidad en la columna vertebral, fortaleciendo músculos y estructuras óseas en crecimiento.

El cuerpo necesita moverse inteligentemente, y el yoga lo ofrece a través del alineamiento continuo. Conjuntamente con el trabajo emocional constante, el yoga nos educa para ser adultos con consciencia corporal y emocional, que sepan gestionar sus emociones eficazmente.

 Objetivos

  • Aumentar la flexibilidad y coordinación motora.
  • Incentivar la concentración y reducir el nivel de estrés.
  • Mejorar la interacción con los demás y  con medio ambiente enseñando la practica de actos positivos y comprometidos con la naturaleza y nuestro entorno.
  • Trabajar las emociones, sentimientos y espiritualidad desde el corazón. No está vinculada con ninguna religión.
  • Incrementar la autoestima y confianza a través de ejercicios con dominio corporal.

Desarrollo

  • A través de series de ejercicios físicos (asanas) seleccionados por edades.
  • Relajación y técnicas guiadas de respiración. Relajar el cuerpo, aumentar la concentración y disminuir tensiones.
  • Cuenta cuentos, canciones y actividades relacionadas con los temas tratados.

Principales Impactos

  • En casos de fracaso escolar, se ha comprobado que el yoga mejora el rendimiento del niño en el colegio, ya que ayuda a controlar el nerviosismo disminuyendo su agresividad.
  • Hacer Yoga les brinda a los niños una mayor capacidad de atención, centrando la mente y evitando distracciones externas para que pueda disfrutar del momento presente .
  • Mediante su práctica constante, el niño adquiere conocimientos que le van a servir a lo largo de toda su vida, desde aprender a respirar bien para desenvolver la capacidad pulmonar completa, hasta encontrar el equilibrio mental necesario para poder resolver todo tipo de situaciones conflictivas. Dado que no se trata de un deporte donde deban competir.
  • En el caso de niños tímidos o con problemas de autoestima, son trabajadas las posturas que aportan dominio del cuerpo y seguridad en sí mismo.